Comience a escribir para ver los productos...
  • Menu Menu
  • Categorías Categorías

Tu carrito de compras

Cerrar
Menu
close
Comience a escribir para ver los productos...

Ideas para compartir Ideas para compartir

Ideas para compartir Ideas para compartir

Vendaje compresivo para una mejor circulación Vendaje compresivo para una mejor circulación

El vendaje de compresión o vendaje compresivo se recomienda utilizar como prevención y para el tratamiento de muchas lesiones o dolencias diferentes. Son un elemento básico común en los procedimientos de primeros auxilios y, a menudo, los profesionales de la salud sugieren su uso para diversos propósitos, principalmente, para una mejor circulación. Por lo general, un vendaje compresivo es económico y se puede adquirir en la farmacia o en línea.

El vendaje compresivo externo de la pierna es el pilar del tratamiento de las úlceras venosas. La terapia de compresión es un medio simple y eficaz de aumentar la actividad del flujo sanguíneo en las extremidades inferiores mediante el fortalecimiento del soporte de las venas. Se trata de una forma de cuidado de heridas que tiene como objetivo aplicar presión suavemente en los tobillos y las piernas mediante el uso de medias especializadas. En pocas palabras, los vendajes compresivos funcionan para estirar lentamente las paredes de las venas y mejorar la circulación general, lo que a su vez ayuda a eliminar la inflamación.

Las medias de compresión típicas están hechas de prendas de vestir elásticas y, una vez puestas, permiten que la constricción gradual comience en el tobillo y suba por la pierna. El vendaje compresivo en forma de calcetines o medias sirve como un músculo replicado, que agrega presión a las áreas de contracción de la circulación sanguínea restringida en la pierna. Como resultado, su uso permite que las venas se aflojen y reduzcan el dolor en las extremidades inferiores.

Las personas que padecen enfermedad venosa crónica son los principales candidatos para la terapia de compresión. Las enfermedades venosas crónicas ocurren cuando existe un aumento de la presión sobre las venas de las piernas. Como resultado, pueden provocar que las válvulas dentro de las venas no funcionen de manera eficiente, lo que hace que el flujo sanguíneo retroceda y eventualmente se acumule en las piernas. Las enfermedades venosas crónicas pueden ocurrir en cualquier persona que tenga como antecedente clínico lo siguiente:

● Cirugía o lesión en la pierna
● Aumento excesivo de peso u obesidad
● Periodos prolongados sin movimiento
● Coágulos sanguíneos en las venas

    Sin una terapia de compresión eficaz, las enfermedades venosas crónicas pueden provocar problemas en el futuro. Uno de los mayores efectos secundarios son las venas dilatadas o "arañas vasculares". Estas comienzan a aparecer como delgadas líneas azules que pueden ramificarse según la gravedad de la restricción del flujo sanguíneo. Las venas dilatadas drenarán las extremidades y producirán periodos intensos de fatiga, que eventualmente pueden conducir a brotes repentinos de dolor. El uso de vendajes compresivos es una fuente primaria de tratamiento que puede ayudar a mejorar la circulación y a aliviar el dolor.

    Vendaje de compresión en el brazo para mejorar la circulación sanguínea

    ¿Cómo saber si necesitas usar vendaje compresivo?

    Recibir la valoración de un profesional de la salud es la mejor manera de saber si necesitas una terapia de compresión. Además, un especialista podrá guiarte para que aprendas cómo usar un vendaje compresivo. Decidir qué cantidad de compresión debe proporcionar una media se basa en determinar la gravedad de la constricción del flujo sanguíneo y, a partir de ese momento, los pacientes pueden usar calcetines, medias, pantimedias o mangas terapéuticas, según lo que indique el profesional de la salud. Dependiendo de las necesidades específicas de un paciente, un médico puede recomendar el producto adecuado.

    Los vendajes de compresión aplican presión en un área o lesión específica. Como resultado, ayudan a minimizar la hinchazón al evitar que los líquidos se acumulen en el sitio de la lesión.

    La compresión también se puede aplicar mediante el uso de mangas de compresión, pero este tipo de vendaje por lo general se usa para el dolor a largo plazo o el control de la circulación sanguínea como el caso del linfedema.

    Las condiciones comunes en las que se sugiere el uso de vendaje compresivo incluyen las siguientes:

    ● Esguinces de muñeca o tobillo
    ● Tensión muscular
    ● Extremidades hinchadas
    ● Venas varicosas
    ● Contusiones o hematomas

      Si tienes un esguince o distensión leve, puedes recurrir a un vendaje de compresión para ayudar a aliviar la hinchazón. Considera que las vendas elásticas comunes brindan un soporte mínimo. Por otro lado, en caso de que necesites usar vendaje compresivo para una mejor circulación, asegúrate de colocarlo correctamente para evitar cortar la circulación a tu pie, mano o de cualquier otra parte del cuerpo.

      Tus venas son las encargadas de devolver la sangre a tu corazón. Pero cuando estás de pie o sentado, la gravedad arrastra la sangre hacia abajo. En condiciones normales no debería haber problema para el retorno de la sangre al corazón, pero cuando se tiene mala circulación, la sangre se puede acumular en las piernas. El vendaje compresivo ayuda a evitar que eso suceda. Los dispositivos para la terapia de compresión vienen en diferentes presiones, desde fuertes a ligeras; y en diferentes longitudes, desde la altura de la rodilla, hasta la cadera. Las medias más fuertes deben ajustarse a la medida y requieren prescripción médica. El vendaje de compresión de venta libre es de menor resistencia.

      Vendaje compresivo para tratamiento de insuficiencia venosa

      Cuidados al usar vendaje de compresión

      Los vendajes compresivos son dispositivos especiales que un médico o enfermera ha recetado como tratamiento para curar una úlcera venosa. Cuando se usa correctamente, los vendajes de compresión funcionan reduciendo la presión venosa en la pierna y ayudando a que la sangre regrese al corazón. Es especialmente relevante que estos vendajes constan de dos, tres o cuatro capas que se aplican desde la punta del pie hasta la rodilla .El profesional de la salud decidirá cuál es el vendaje más apropiado para curar una úlcera después de examinarla. La investigación sobre la compresión en el manejo de úlceras venosas ha demostrado que el vendaje compresivo es más eficaz para curar las úlceras venosas que los vendajes simples.

      Los cuidados que se debe tener al usar vendaje compresivo son los siguientes:

      ● Usar el vendaje de compresión según las instrucciones del profesional de la salud.
      ● Evitar mojar el vendaje. Si esto ocurre, es necesario cambiarlo.
      ● Usar calzado cómodo que queden bien para evitar empujar el vendaje fuera su lugar cuando el área afectada es el pie.
      ● Seguir los consejos del profesional de la salud sobre cómo lavarse la pierna o métodos que le permitan bañarse y ducharse
      ● Bajar de peso si se tiene sobrepeso u obesidad. Vigilar la dieta y hacer ejercicio para perder peso quitará la presión excesivas en las piernas.
      ● Evitar el sedentarismo y no cruzar las piernas por mucho tiempo
      ● Caminar tan seguido como se pueda. Esto ayudará a mejorar la circulación.
      ● Levantar los pies y las piernas al nivel de tus caderas cuando te encuentres en reposo, así como apoyar la parte trasera de las rodillas.

      El vendaje de compresión o vendaje compresivo se recomienda utilizar como prevención y para el tratamiento de muchas lesiones o dolencias diferentes. Son un elemento básico común en los procedimientos de primeros auxilios y, a menudo, los profesionales de la salud sugieren su uso para diversos propósitos, principalmente, para una mejor circulación. Por lo general, un vendaje compresivo es económico y se puede adquirir en la farmacia o en línea.

      El vendaje compresivo externo de la pierna es el pilar del tratamiento de las úlceras venosas. La terapia de compresión es un medio simple y eficaz de aumentar la actividad del flujo sanguíneo en las extremidades inferiores mediante el fortalecimiento del soporte de las venas. Se trata de una forma de cuidado de heridas que tiene como objetivo aplicar presión suavemente en los tobillos y las piernas mediante el uso de medias especializadas. En pocas palabras, los vendajes compresivos funcionan para estirar lentamente las paredes de las venas y mejorar la circulación general, lo que a su vez ayuda a eliminar la inflamación.

      Las medias de compresión típicas están hechas de prendas de vestir elásticas y, una vez puestas, permiten que la constricción gradual comience en el tobillo y suba por la pierna. El vendaje compresivo en forma de calcetines o medias sirve como un músculo replicado, que agrega presión a las áreas de contracción de la circulación sanguínea restringida en la pierna. Como resultado, su uso permite que las venas se aflojen y reduzcan el dolor en las extremidades inferiores.

      Las personas que padecen enfermedad venosa crónica son los principales candidatos para la terapia de compresión. Las enfermedades venosas crónicas ocurren cuando existe un aumento de la presión sobre las venas de las piernas. Como resultado, pueden provocar que las válvulas dentro de las venas no funcionen de manera eficiente, lo que hace que el flujo sanguíneo retroceda y eventualmente se acumule en las piernas. Las enfermedades venosas crónicas pueden ocurrir en cualquier persona que tenga como antecedente clínico lo siguiente:

      ● Cirugía o lesión en la pierna
      ● Aumento excesivo de peso u obesidad
      ● Periodos prolongados sin movimiento
      ● Coágulos sanguíneos en las venas

        Sin una terapia de compresión eficaz, las enfermedades venosas crónicas pueden provocar problemas en el futuro. Uno de los mayores efectos secundarios son las venas dilatadas o "arañas vasculares". Estas comienzan a aparecer como delgadas líneas azules que pueden ramificarse según la gravedad de la restricción del flujo sanguíneo. Las venas dilatadas drenarán las extremidades y producirán periodos intensos de fatiga, que eventualmente pueden conducir a brotes repentinos de dolor. El uso de vendajes compresivos es una fuente primaria de tratamiento que puede ayudar a mejorar la circulación y a aliviar el dolor.

        Vendaje de compresión en el brazo para mejorar la circulación sanguínea

        ¿Cómo saber si necesitas usar vendaje compresivo?

        Recibir la valoración de un profesional de la salud es la mejor manera de saber si necesitas una terapia de compresión. Además, un especialista podrá guiarte para que aprendas cómo usar un vendaje compresivo. Decidir qué cantidad de compresión debe proporcionar una media se basa en determinar la gravedad de la constricción del flujo sanguíneo y, a partir de ese momento, los pacientes pueden usar calcetines, medias, pantimedias o mangas terapéuticas, según lo que indique el profesional de la salud. Dependiendo de las necesidades específicas de un paciente, un médico puede recomendar el producto adecuado.

        Los vendajes de compresión aplican presión en un área o lesión específica. Como resultado, ayudan a minimizar la hinchazón al evitar que los líquidos se acumulen en el sitio de la lesión.

        La compresión también se puede aplicar mediante el uso de mangas de compresión, pero este tipo de vendaje por lo general se usa para el dolor a largo plazo o el control de la circulación sanguínea como el caso del linfedema.

        Las condiciones comunes en las que se sugiere el uso de vendaje compresivo incluyen las siguientes:

        ● Esguinces de muñeca o tobillo
        ● Tensión muscular
        ● Extremidades hinchadas
        ● Venas varicosas
        ● Contusiones o hematomas

          Si tienes un esguince o distensión leve, puedes recurrir a un vendaje de compresión para ayudar a aliviar la hinchazón. Considera que las vendas elásticas comunes brindan un soporte mínimo. Por otro lado, en caso de que necesites usar vendaje compresivo para una mejor circulación, asegúrate de colocarlo correctamente para evitar cortar la circulación a tu pie, mano o de cualquier otra parte del cuerpo.

          Tus venas son las encargadas de devolver la sangre a tu corazón. Pero cuando estás de pie o sentado, la gravedad arrastra la sangre hacia abajo. En condiciones normales no debería haber problema para el retorno de la sangre al corazón, pero cuando se tiene mala circulación, la sangre se puede acumular en las piernas. El vendaje compresivo ayuda a evitar que eso suceda. Los dispositivos para la terapia de compresión vienen en diferentes presiones, desde fuertes a ligeras; y en diferentes longitudes, desde la altura de la rodilla, hasta la cadera. Las medias más fuertes deben ajustarse a la medida y requieren prescripción médica. El vendaje de compresión de venta libre es de menor resistencia.

          Vendaje compresivo para tratamiento de insuficiencia venosa

          Cuidados al usar vendaje de compresión

          Los vendajes compresivos son dispositivos especiales que un médico o enfermera ha recetado como tratamiento para curar una úlcera venosa. Cuando se usa correctamente, los vendajes de compresión funcionan reduciendo la presión venosa en la pierna y ayudando a que la sangre regrese al corazón. Es especialmente relevante que estos vendajes constan de dos, tres o cuatro capas que se aplican desde la punta del pie hasta la rodilla .El profesional de la salud decidirá cuál es el vendaje más apropiado para curar una úlcera después de examinarla. La investigación sobre la compresión en el manejo de úlceras venosas ha demostrado que el vendaje compresivo es más eficaz para curar las úlceras venosas que los vendajes simples.

          Los cuidados que se debe tener al usar vendaje compresivo son los siguientes:

          ● Usar el vendaje de compresión según las instrucciones del profesional de la salud.
          ● Evitar mojar el vendaje. Si esto ocurre, es necesario cambiarlo.
          ● Usar calzado cómodo que queden bien para evitar empujar el vendaje fuera su lugar cuando el área afectada es el pie.
          ● Seguir los consejos del profesional de la salud sobre cómo lavarse la pierna o métodos que le permitan bañarse y ducharse
          ● Bajar de peso si se tiene sobrepeso u obesidad. Vigilar la dieta y hacer ejercicio para perder peso quitará la presión excesivas en las piernas.
          ● Evitar el sedentarismo y no cruzar las piernas por mucho tiempo
          ● Caminar tan seguido como se pueda. Esto ayudará a mejorar la circulación.
          ● Levantar los pies y las piernas al nivel de tus caderas cuando te encuentres en reposo, así como apoyar la parte trasera de las rodillas.

          Escribe un comentario

          Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *

          AVISO IMPORTANTE


          Le Roy no se hace responsable de los productos adquiridos mediante terceros en sitios no oficiales o mediante alguna red social.
          Reiteramos nuestro compromiso con nuestros consumidores poniendo a su disposición los siguientes métodos de contacto:

          Llámanos 800 753 7697
          Correo electrónicocgarcia@leroy.com.mx

          AVISO IMPORTANTE


          Le Roy no se hace responsable de los productos adquiridos mediante terceros en sitios no oficiales o mediante alguna red social.
          Reiteramos nuestro compromiso con nuestros consumidores poniendo a su disposición los siguientes métodos de contacto:

          Llámanos 800 753 7697
          Correo electrónicocgarcia@leroy.com.mx

          Contáctenos para ser canalizado con alguno
          de nuestros ejecutivos y tenga la atención que merece.
          Contáctenos para ser canalizado con alguno
          de nuestros ejecutivos y tenga la atención que merece.

          #title#

          #price#
          ×